Bajo el brazo

1/16/2007 diecisietecosas 7 Comments

Me corroe la envidia.
Cuando veo gente que ha conseguido hacer lo que le gusta, y lo que hace, gusta, me corroe la envidia, aunque sea de la sana.
Como las chicas de ERVA , que empezaron casi sin querer, a hacer pequeñas carteras, bolsos de mano con broches y cierres espectaculares, y que ahora venden poquito a poco en varios puntos del mundo...
Me corroe la envidia, y a veces me dan ganas de liarme la manta a la cabeza, aprender más sobre lo que más me gusta, hacer algun curso, o montar un pequeño negocio, y dedicar el tiempo a hacer las cosas que más me gustan y poder venderlas...
Mientras pienso como hacer el nudo de la manta esa que me voy a liar, algun dia, a la cabeza, cuando se me pase la cobardia esta eterna, seguiré soñando.
O viendo como a los demás, la manta aún no se les ha caído.

7 comentarios :

masha dijo...

Buffff, cómo te entiendo, mi niña!!

Anónimo dijo...

Para liarse la manta a la cabeza se necesita una gran dosis de espontaneidad y quizàs un poco irresponsabilidad... quien no arriesga no....
ANIMO!!! (From Italy)

anita dijo...

yo de arriesgar no puedo darte animos ,ya que no soy nada arriesgada y me lo pienso todo 1000 veces...pero tus abalorios son una chulada y nada que envidiar a muchas famosas marcas, asi que animo y sigue haciendo cosillas que somos muchas las fans!!!!!!!!!!!!!

Anadia dijo...

Me encantaría ser ellas! jeje

Venga, vamos a animarnos mutuamente y montarnos en el $ !!!!

CARPE DIEM

WeN dijo...

Te conozco sólo de cierto evento en el que participaste como mano inocente ;)... pero leyéndote no sabes cómo te entiendo... sólo puedo decirte que a por ello! la vida es muy corta como para perdérsela dejando de hacer lo que nos gusta, y ya sabes, quien no juega, no gana ;)